Cada vez que cortes un  limón por la mitad y lo acerques al exprimidor piensa en la atrocidad que vas a cometer antes de ponerte a exprimir su jugoso cuerpo redondeado…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies